Blogia
la verdadera identidad de pedro calleja

Alicia en el país de las maravillas

Alicia en el país de las maravillas

Hoy, viernes, 16 de abril de 2010, publico este textito informativo sobre Alicia en el país de las maravillas en el suplemento Metrópoli del diario El Mundo. ¡Qué mala es! ¡Peor que El planeta de los simios!

Tim Burton ya tiene su propia versión de Alicia en el País de las Maravillas. Sólo era una cuestión de tiempo. Los universos fantásticos del escritor matemático Lewis Carroll y del alucinado realizador de Eduardo Manostijeras guardan no pocas similitudes. “Es un clásico imperecedero —afirma Burton—. Un libro que sigue tan vivo ahora como cuando se publicó, a mediados del siglo XIX. Produce una extraña fascinación en el lector. Probablemente, porque está repleto de personajes raros y situaciones inverosímiles que se pueden interpretar o malinterpretar de muchas formas distinas. Personalmente, me interesa más por lo que sugiere que por lo que cuenta”.

La película de Burton se aleja bastante de la popular versión en dibujos animados de 1951, aunque ambas han sido producidas por la Disney. La versión animada era más infantil, alegre y disparatada que la que ahora aterriza en nuestras pantallas. “Ninguna de las adaptaciones cinematográficas o televisivas que se han hecho hasta ahora del libro de Carroll me gusta demasiado —explica el director—. Con mi versión, he tratado de respetar el fondo del original literario, pero cambiando mucho el desarrollo de la historia. Mi Alicia no es exactamente la Alicia de los libros. Es más gótica, más retorcida y más punk”.

El guión de esta nueva versión en cine de Alicia en el País de las Maravillas lleva la firma de Linda Woolverton, autora de las adaptaciones de La Bella y la Bestia y El Rey León, dos de los mayores éxitos de la Disney. Experta en pedagogía infantil y teatro musical para niños, su libreto describe lo que le sucedería a una Alicia de diecinueve años, que está a punto de convertirse en una mujer adulta, si visitase el País de las Maravillas con el que soñaba siendo una niña (y que quizás ya visitó entonces, aunque no lo recuerde).

“Esta Alicia no es una niña caprichosa y tonta —se defiende Burton—. No va por ahí abriendo mucho la boca y los ojos cada vez que se encuentra con una criatura fantástica. No. Esta Alicia es una jovencita seria, inteligente y rebelde, que no está dispuesta a seguir las reglas impuestas por la sociedad. El País de las Maravillas que ella visita es, en realidad, un mundo subterráneo y terrible que se ha echado a perder por culpa de una reina loca de envidia. Los habitantes de ese país necesitan que Alicia les ayude a recuperar su antiguo esplendor”.

Burton eligió a Mia Wasikowska, la joven actriz australiana que interpreta en la pantalla a Alicia, “por su seriedad, su talento nada histriónico y su tranquilizadora belleza”. Wasikowska, que ahora mismo se encuentra rodando una nueva versión cinematográfica de Jane Eyre, superó en los castings a actrices más conocidas y reconocidas, como Lindsay Lohan, Amanda Seyfried o Anne Hathaway. Esta última rechazó el papel por considerarlo demasiado parecido a otros que había interpretado anteriormente, pero, como no quería perderse la oportunidad de trabajar a las órdenes de Burton, aceptó encarnar a la Reina Blanca, un personaje hecho a medida. “Es una princesa de cuento —explica Hathaway—. Lleva un vestido blanco precioso, ceñido a la cintura. Lo que pasa es que también va maquillada como una rockera chiflada y cocina pócimas con dedos cortados de muerto”.

Johnny Depp, en su séptima colaboración artística con Burton, interpreta el papel del Sombrerero Loco. “Pero no es un Sombrerero Loco como los de las anteriores películas —afirma el actor—. Éste posee una personalidad más compleja. Está traumatizado por el pasado. Quizás se volvió loco realmente por trabajar con mercurio en las manos fabricando sombreros. Yo mismo diseñé parte de su aspecto exterior. Hice algunos dibujos que le gustaron a Tim (Burton), y luego él añadió cientos de retoques. Mis ojos son más grandes de lo normal y de un color verde bastante inquietante”.

La actriz británica Helena Bonham Carter, esposa de Burton y madre de sus dos hijos, encarna a la malvada Reina Roja, un personaje con pésimos modales y una cabeza gigantesca. El extravagante actor Crispin Glover se encarga de dar vida a Stayne, la Jota de Corazones, un caballero negro con espada y largas, larguísimas piernas. Los gemelos Tweedledum y Tweedledee (Patachunta y Patachún, según algunas traducciones al castellano de los libros de Carroll) tienen la cara del actor cómica Matt Lucas (Little Britain).

Todos estos actores tuvieron que actuar delante de un telón de color verde. Después, los técnicos en efectos especiales, supervisados por Ken Ralston (uno de los fundadores de la compañía Industrial, Light & Magic de Georges Lucas), añadían los decorados y los demás personajes enteramente generados por ordenador, como la Liebre de Marzo o el monstruo Jabberwocky.

Las secuencias de acción real que Alicia vive en el mundo real con las que se inicia la película se rodaron en Cornualles, Inglaterra. Mientras que las escenas de acción real que tienen lugar en el País de las Maravillas se rodaron en platós con un fondo de pantalla verde en los estudios Culver City Studios de Los Ángeles.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

geraldine mora blanco -

es muy buena porque conoce mas peliculas
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres