Blogia
la verdadera identidad de pedro calleja

The Blind Side

The Blind Side

Textito informativo sobre The Blind Side, publicado el viernes 17 de junio de 2010 en el suplemento Metrópoli del diario El Mundo. Otra tv-movie. Y van...

Michael Oher es un famoso jugador de rugby al estilo norteamericano (lo que los anglosajones no-europeos denominan fútbol o 'football'). Cumplió 23 años hace menos de un mes. Desde 2009, juega profesionalmente en la NFL (Liga Nacional de Football de los Estados Unidos). Su equipo actual es el de los Ravens de Baltimore. Antes, jugaba en la liga universitaria, en los Ole Miss Rebels de la Universidad de Mississippi.

En 2006, el escritor y periodista Michael Lewis publicó un libro sobre el primer año como estudiante y jugador universitario de Michael Oher, en el que se describía con pelos y señales su curiosa historia personal. Antes de publicarse el libro, aparecieron un par de capítulos del mismo en las páginas del New York Times Magazine. Estos capítulos sirvieron de base para la redacción del guión de The Blind Side (Un sueño posible), la película que ahora llega a nuestra cartelera de estrenos, escrita y dirigida por John Lee Hancock, con Sandra Bullock y Quinton Aaron como protagonistas.

En la terminología futbolera del 'football', el término 'the blind side', que se traduce literalmente como 'el lado ciego', se refiere al lado del campo de visión que el jugador encargado de lanzar la pelota, o el del quatterback, el jugador que recibe la pelota lanzada y corre hacia la línea de fondo para tratar de marcar un touch-down, no controlan. Es decir, dependiendo de si son diestros o zurdos, es el lado contrario de estos dos jugadores a su punto de visión natural. El lado, en suma, por el que les pueden atacar y neutralizar sin miramientos los defensores del equipo contrario, provocándoles, muchas veces, gravísimas lesiones.

Para que esto no suceda, en los últimos años, ha surgido en la NFL la figura del 'tackler', un jugador cuya misión es algo así como la de ejercer de escudero personal del lanzador y del quatterback estrella de un equipo. Michael Oher es, precisamente, un 'tackler'. Uno de los mejores de su generación, según los entendidos. Algo que, al parecer, y según su biógrafo oficial, ya estaba sugerido en su ficha escolar. “Con trece o catorce años, Michael Oher no tenía la más mínima capacidad de concentración —señala John Lee Hancock, el guionista y realizador de The Blind Side (Un sueño posible)—. Apenas hablaba. No mostraba interés por nada. Sin embargo, poseía un alto grado de capacidad para proteger los demás. Había nacido para eso, para hacerse cargo de que los demás no sufriesen daño”.

Hancock triunfó en las taquillas de medio mundo en 2002 con otra película deportiva, The Rookie (El novato), protagonizada por Dennis Quaid y ambientada en el mundillo del béisbol universitario y profesional. Con The Blind Side (Un sueño posible) ha superado todas las espectativas. No sólo el film, que costó menos de 30 millones dólares, lleva recaudados en los cines norteamericanos cerca de 300, sino que recibió una nominación al Oscar a la Mejor Película y propició que su protagonista femenina, Sandra Bullock, ganase el primer Oscar de su carrera como actriz.

Bullock encarna en The Blind Side (Un sueño posible) a Leigh Ann Tuohy, una guapa esposa y madre perteneciente a una familia burguesa y cristiana del estado de Tennessee. Su marido, Sean Tuohy, un tipo encantador interpretado por el actor y cantante country Tim McGraw, dirige una cadena de restaurantes de comida rápida. Ambos tienen dos hijos: la adolescente sonriente Collins (Lily Collins, vista en un par de episodios de la teleserie 90210), que aspira a ser capitana del equipo de animadoras del campus, y el treceañero chistoso S.J. (Jae Head, el niño de Hancock), un chaval que rezuma buen rollo por los cuatro costados.

Esta familia perfecta se ofrece como cojín existencial de un adolescente afroamericano nacido y crecido en el peor barrio de la ciudad. Un chico negro, inmenso y medioautista que responde al apodo de Big Mike (Quinton Aaron, Mr. Brooklyn). Con la ayuda de una profesora particular que se define como demócrata y no demasiado creyente, la señorita Sue (Kathy Bates, Chéri), el gran Mike supera exámenes, pruebas atléticas y un par de situaciones íntimas delicadas.

Sorprende el trabajo interpretativo de Sandra Bullock, que aparece en pantalla más contenida de lo habitual, pero sin perder esa chispa humorística y sensible que siempre la ha caracterizado como actriz. Al final de la película, en la secuencia de créditos, pueden verse fotografías del verdadero Michael Oher en compañía de todos los miembros de la familia Tuohy. Sorprende el gran parecido entre Bullock y la auténtica Sra. Tuohy: ambas exhiben esa extraña inexpresividad marmórea de las mujeres retocadas en una clínica. Y el mismo peinado de rubia con pasta y posición social privilegiada. Impecables las dos.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

KAMEROS 747 -

HOLA PEDRO.....HOY VAMOS A VER ESTA PELICULA....AYER ELEGI YO A DORIAN GREY.......EN SEPTIEMBRE 747 EN BARNA....NOS LLEVA "ALBERT CODE".....NOS DAREMOS UN FUERTE ABRAZO.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres